Cetonas de Frambuesa: Todo lo que necesitas saber sobre este quemagrasas

Posteado Por Blogger 07/03/2017 0 Comentarios


 

¿Qué son las cetonas de frambuesa?

Las cetonas de frambuesa, en inglés Raspberry Ketones es un compuesto aromático que principalmente se encuentra en las frambuesas rojas, y también, aunque en menor cantidad, se en otras pantas, animales y hongos. Originalmente las cetonas de frambuesa han sido un ingrediente principal en la industria cosmética y alimenticia como saborizante y aroma. Sin embargo recientemente se han comenzado a usar las cetonas de frambuesa en la industria de la suplementación por su potencial para ayudar a perder grasa.

De un kilogramo de frambuesa se extraen de 1 a 4 mg de cetonas de frambuesa

De un kilogramo de frambuesa se extraen de 1 a 4 mg de cetonas de frambuesa

¿De dónde provienen las cetonas de frambuesa?

Las cetonas de frambuesa en su mayoría se extraen de la frambuesa. Su extracción es bastante limitada ya que sólo se encuentra 1-4 mg de cetona de frambuesa por cada kilogramo de fruta. Por esta razon las cetonas de frambuesa son uno de los compuestos de los quemagrasas más caros del mercado.

Curiosidad: Para obtener la dósis de cetonas de frambuesa de una cápsula convencional (100 mg) necesitaríamos ingerior entre 25-100 kg de frambuesa.

Beneficios de las cetonas de frambuesa

Todos sus potenciales beneficios y su popularidad desde hace dos años como quemagrasas proviene de dos estudios que reflejan una capacidad anormal para metabolizar las grasas en el cuerpo y la capacidad de aumentar el metabolismo de las grasas y reducir la acumulación de grasa en el cuerpo a través de la ingesta de cetonas de frambuesa. En otras palabras estos dos estudios vienen a reflejar menos grasa, un cuerpo más delgado con mayor proporción de masa muscular (menos % de grasa corporal).

Estudios científicos

  • Morimoto C, Satoh Y, Hara M, Inoue S, Tsujita T, Okuda H (2005) Anti-obese action of raspberry ketone
    En este estudio, los científicos realizaron varios experimentos alimentando a ratones con altas dósis de cetonas de frambuesa y grasas. Los resultados revelaron que las cetonas de frambuesa ayudan a revertir el aumento de peso inducido por una dieta alta en grasa. También se encontró que las cetonas de frambuesa parecen proteger contra la acumulación de grasa visceral en el hígado.
  • Park KS (2010) Raspberry ketone increases both lipolysis and fatty acid oxidation in 3T3-L1 adipocytes
    Este estudio prueba la efectividad de las cetonas de frambuesa en las células grasas. Se encontró que las cetonas de frambuesa ayudan a activar la adiponectina, una hormona que regula el metabolismo de las grasas.

 


Debido a su alto potencial para la metabolización de grasa, las cetonas de frambuesa pueden ser consideradas como un ingrediente muy interesante para el fitness o culturismo por su ayuda para disminuir la grasa corporal durante definición aunque también es bastante interesante para evitar los altos aumentos de peso durante dietas altas en grasa, como sucede en las dietas de volumen.

Sin duda parecen muy atractivos los beneficios de las cetonas de frambuesa en los estudios mencionados, pero tal hacen falta  estudios sobre la cetona de frambuesa en humanos para que no se caiga en un producto “milagroso”.

Las afrimaciones de las propiedades con las que se suelen comercializar estos suplementos son:

  • Ayuda a perder grasa
  • Amplifica el metabolismo de la grasa
  • Aumenta la lipólisis
  • Antioxidante

Efectos secundarios de las cetonas de frambuesa

Hasta el momento no hay estudios que analicen la toxicidad de las cetonas de frambuesa en humanos. Aún así, en los estudios con animales parece no haber efectos secundarios, incluso con dietas con un 2% de cetonas de frambuesa.

¿Cómo tomar las cetonas de frambuesa?

La mayoría de suplementos de cápsulas de cetonas de frambuesa, ya sean en forma aislada o como parte de un producto quemagrasas suele estar entre los 100-200 mg por toma.

La recomendación de uso es tomar 1 cápsula (de unos 100-200 mg de cetonas de frambuesa) dos veces al día con las comidas. Si se trata de un suplemento quemagrasas con estimulantes lo ideal sería no tomarlo nunca por la noche para que no interfiera con el descanso.